27 febrero 2014

Intervención e intenciones no muy ocultas. ¿En provecho de la institución o de los interventores?

La intervención por parte de las autoridades externas a la gestión de sus pares en una universidad debiera invitar al común de la gente a inferir en que quienes gobiernan en la tal casa superior de estudios, intervenida, sería porque sus respectivas autoridades estarían involucradas en algún delito.
Concluida la misión, el informe de los interventores sobre el estado anterior y actual de las cosas debiera ser veraz; y sus recomendaciones, acatadas, en torno a las autoridades que incurrieron en delito.
La Universidad Nacional de Educación Enrique Guzmán y Valle ha sufrido tres intervenciones a partir de la década del setenta. Es de suponer que cada uno de estos hechos fue causado por un estado de cosas en crisis, posteriormente solucionados.